• MundoNews

Reinventarse en tiempos de aislamiento


La cuarentena obligó a muchos a despuntar el ingenio para sobrevivir. Hay historias de todo tipo: desde la dueña de un salón de fiestas infantiles que ahora anima los cumpleaños por computadora hasta la banda de rock que grabó tema y video pero con cada músico desde su casa. También fabricantes de ropa que se volcaron a los barbijos y a la venta por redes sociales. Y un distribuidor de bebidas al por mayor que ahora atiende a particulares.



Por Gabriela Carchak


En su salón Asterisco (Florida) Mariana animaba 30 cumpleaños al mes. Hoy lo hace por computadora.

La necesidad tiene cara de hereje. Y de eso los argentinos saben mucho. La pendular historia del país, con sus crisis recurrentes, resultó ser un entrenamiento eficaz para el más impensado desafío: la Pandemia desatada por el COVID 19. Y sus consecuencias en todos los planos. La cuarentena obligatoria, el distanciamiento social y el peligro de contagio del Coronavirus llevó a diferentes actores de la sociedad, desde comerciantes, músicos y hasta animadores de fiestas infantiles, a tener que reinventarse en su profesión o actividad para poder sobrellevarlo. Hubo reinvenciones apoyadas por la tecnología, como psicólogos o psiquiatras que atienden por videollamadas, pero otros oficios necesitaron un poco más de ingenio o, incluso, previsión. 


Tal es el caso de Mariana, la dueña del salón de fiestas infantiles “Asterisco” (https://www.instagram.com/asteriscofiestas) en Florida, Vicente López, y que hace 36 años se dedica a la diversión de los más chiquitos. Y a solucionarle la vida a los padres en cada cumpleaños. 


- Mundonews: ¿Cuánto hace que no puede trabajar? 

- Mariana: Desde el 14 de marzo estamos con el salón cerrado cuando generalmente solíamos hacer 30 fiestas por mes, con un promedio de entre 25 y 35 niños por cumpleaños. 


- Mundonews: ¿Que sintió cuando empezaron a pasar las semanas y dejó de tener trabajo? 

- Mariana: Al principio me angustié mucho... la incertidumbre económica de no saber cómo afrontar todos los gastos (alquiler, luz, gas, teléfono, rentas) y además los servicios de mi casa porque yo mantengo mi hogar. Es más, armamos un grupo entre todos los salones de Capital Federal, Gran Buenos Aires y muchos del Interior -hay de todo el país- que decidimos llamar SYMA (Salones y Multiespacios Argentinos) para intentar ayudarnos entre todos e incluso pedir algún tipo de asistencia para pagar sueldos o alquileres, porque nuestra categoría de monotributo no entró para recibir beneficios. Es una gran angustia extendida. 


- MundoNews: ¿Cómo se las ingenió para continuar? 

- Mariana: Empezamos a ofrecer shows virtuales de 45 o 50 minutos en los que tocamos canciones en vivo, hacemos títeres, malabares y burbujas. No es lo mismo, porque sabemos que vivenciar las burbujas para los chicos es ideal y fantástico. Pero al menos con estos shows las ven, hago burbujas gigantes, de diferentes formas, esculturas, que en vivo las pueden tocar, e incluso meterse adentro. En este caso sólo las ven, pero de todas formas las disfrutan y se asombran. Esta alternativa nos ayudó a no perder todo, porque nos contaron varios propietarios de salones que ya no van a poder volver a abrir. Pero sobre todo hacemos esto para que los chicos no pierdan la ilusión de festejar su cumple. Por supuesto, son más cortitos y muchísimo más baratos, para que a los papás no les genere un gasto grande en estas circunstancias y los nenes puedan compartir con familia y amigos su día especial.