• MundoNews

Covid 19: La feroz carrera de las vacunas

Hay siete proyectos que van en punta sobre más de 160 que están siendo investigados. Con el patentamiento de una nueva propuesta ya son tres los que están más avanzados en China. En Occidente la de Oxford-AstraZeneca, la de Pfizer y la de Moderna, son los que van a la vanguardia. El primero será producido entre Argentina y México. Las dudas sobre la rusa.


Por Gabriel Michi



Es una carrera contrareloj. No sólo porque la Pandemia apremia. Esa es sin duda la razón más importante. Pero no la única. Quien aparezca primero con una vacuna contra el COVID 19 ganará mucho terreno también en el reconocimiento científico internacional, como también en lo económico y hasta se convertirá en un jugador determinante en la geopolítica mundial. Hoy hay siete experiencias que van a la vanguardia de las más de 160 que se están desarrollando en el Mundo. De ese total, hay 26 que ya está en la etapa de pruebas en humanos.


La urgencia por encontrar una solución medicinal a la Pandemia de COVID 19 que a mediados de agosto ya afectó a casi 22 millones de personas y se llevó la vida de más de 770 mil, es primordial para el Mundo entero. Con un millón de nuevos contagios cada 4 días (ocho millones sólo en el último mes) y 100.000 muertes cada 17 días, la necesidad de una vacuna se vuelve cada vez más urgente. En un principio, cuando la Coronavirus comenzaba a diseminarse desde China al resto del Planeta, los cálculos más optimistas señalaban que recién se podría alcanzar resultados positivos en la materia en dos años. Pero, con una inversión sin precedentes (tanto con fondos públicos como privados) y con gran parte del universo científico centrado en estas investigaciones, se aceleró ese proceso y se flexibilizaron algunos pasos para poder llegar a ese objetivo.









Hoy son siete proyectos que están avanzando en la "fase 3", es decir con pruebas masivas en seres humanos:


1) Vacuna de la Universidad de Oxford y el laboratorio AstraZeneca


La prestigiosa Universidad de Oxford, junto con el laboratorio AstraZeneca (un consorcio británico-sueco), viene realizando pruebas en seres humanos en distintos países del Mundo como el propio Reino Unido, Estados Unidos, Sudáfrica y Brasil. Hasta el momento han logrado 91% de seguridad y efectividad en la primera dosis. Y 100% con la segunda.

La semana pasada el gobierno de Argentina anunció que el país comenzará a producir esa vacuna junto con México. Y que piensan distribuirlo en toda América Latina, a excepción de Brasil que ya tiene abierta su negociación directa dado que es uno de los países en donde se está experimentando con ella. El 18 de agosto el gobierno australiano anunció que también firmó un acuerdo con AstraZeneca para producir en ese territorio la vacuna y aseguró que su objetivo era aplicarlo gratuitamente a los 25 millones de habitantes de la gigantesca isla.


Desde un primer momento el propio laboratorio aclaró que su objetivo no era lucrar y que por eso pensaban vender la vacuna al costo, entre 3 y 4 dólares por dosis. Y eso fue ratificado por las autoridades argentinas, siendo el más económico de los proyectos de los que se conoció su valor probable. En la India hay una fábrica gigantesca que podría ser la que genere la mayor producción de esta vacuna. Dado que aún hoy no se superó (ni en este ni en ningún otro caso) la terminación de la "fase 3", con 30.000 casos testeados (la mitad con el medicamento en sí y la otra con un placebo) el hecho de ponerse a producir la vacuna es a riesgo, es decir que pueden perder toda la inversión si al final del camino la vacuna no resulta. Pero la urgencia manda.


El medicamento opera a través de un adenovirus atenuado, sin capacidad de infectar al que se le inserta la proteína S (Spike) que está en la superficie del COVID 19 para que el sistema inmune la reconozca. Ya está comprobado que el cuerpo genera anticuerpos contra esa proteína y en caso de tener contacto con el Sars-CoV-2 en el ambiente, la persona no enfermaría porque el sistema inmune ya tendría la “defensa” contra él.




2) Vacuna de Pfizer-Biontech


La vacuna desarrollada por los laboratorios Pfizer y Biontech, con capitales alemanes-estadounidenses, también es una de las más avanzadas y es otra de las que está con pruebas masivas en seres humanos. De hecho, uno de los países donde se está experimentando con ella es la República Argentina, a la que llegó después de haber pasado las pruebas iniciales en Alemania y Estados Unidos.


Si las pruebas son exitosas y la vacuna recibe la aprobación de los entes pertinentes, la intención de estos laboratorios es fabricar hasta 100 millones de dosis en lo que queda de año y más de 1.200 millones durante 2021. Según informaron "la vacuna está basada en la tecnología del ARN mensajero, que lleva instrucciones de ADN para que las células del cuerpo humano generen ciertas proteínas protectoras". El costo de cada dosis (se necesitarían dos) sería de 19,50 dólares.






3) Vacuna de Moderna


La vacuna que está siendo desarrollada por la Biotecnológica Moderna, de los Estados Unidos, también se encuentra en la "fase 3" avanzada, es decir, con pruebas en un número considerable de personas. En estos momentos se encuentra en conversaciones con muchos países para su investigación y producción.


Según trascendió el costo de cada dosis (también se necesitarían dos) rondaría los 35 dólares, siendo la de costo más elevado entre las que se conoció el presunto valor. En este caso se sabe que se está utilizando desarrollos y técnicas nunca utilizados. Y sería la primera vacuna hecha con información genética de un patógeno.


La vacuna de Moderna es la gran apuesta electoral del presidente norteamericano Donald Trump. De hecho se jugó a decir que ese medicamento quizás esté disponible antes de los comicios del 3 de noviembre. Vale decir que el gobierno estadounidense lleva invertidos más de 1.000 millones de dólares para su desarrollo.





4) Vacuna de Sinopharm


La vacuna del laboratorio chino Sinopharm también se encuentra avanzada y transita la "fase tres" de experimentación. De hecho ingresó en la etapa de ensayo en 15 mil voluntarios. Uno de los gobiernos con el que se negoció este medicamento fue con el de Emiratos Árabes Unidos, donde se están llevando a cabo las pruebas.


El 18 de agosto el presidente la empresa estatal National Biotec Group de China, que forma parte de la farmacéutica Sinopharm, Liu Jingzhen, aseguró que su vacuna contra el COVID 19 estará lista probablemente en diciembre. Y su precio alcanzaría los 144 dólares, las dos dosis.


También sostuvo que en el caso de China, país donde empezó la Pandemia de Coronavirus y que tiene la mayor población mundial (unos 1.400 millones de habitantes), la prioridad serán los estudiantes y quienes trabajen en las ciudades.







5) Vacuna de Sinovac


La vacuna del laboratorio chino Sinovac también recorre la "fase 3" y es otra de las que integran la vanguardia a nivel mundial. Es un medicamento que inocula una parte del virus que está inactivada por lo tanto no generaría la enfermedad, pero sí permitiría la persona vacunada pueda crear anticuerpos contra el COVID 19. Además de China se están realizando pruebas en voluntarios de Brasil, donde viene trabajando en el Instituto Butatan, y Chile, donde el vínculo es con la Universidad Católica.




6) Vacuna del Instituto Gamaleya-BinnoPharm


El presidente ruso Vladimir Putin fue el primero en anunciar que se patentaba una vacuna contra el COVID 19. Fue el 11 de agosto y su nombre, como una reminiscecia de la carrera espacial en épocas de la "Guerra Fría", fue Sputnik V. Se trata de un desarrollo del Centro Nacional de Investigaciones Epidemiológicas y Microbiología Gamaleya y del laboratorio BinnoPharm. Todo el mundo comenzó a hablar de la premura con que Rusia hacía semejante anuncio. Incluso desde la Organización Mundial de la Salud sugirieron que se habían salteado etapas. Y que no se había superado la "fase 3", con pruebas masivas en seres humanos, como para dar ese paso. Incluso sostuvieron que no estaban las publicaciones científicas en las revistas y publicaciones especializadas, algo fundamental para el universo del conocimiento en la materia.


Sin embargo el propio Putin aseguró que la vacuna era segura y efectiva, a tal punto que hasta su hija habría conformado el grupo de 76 personas en las que se practicó el ensayo. El gobierno ruso sostuvo que a partir de septiembre se empezaría con la fabricación masiva de la vacuna y que los primeros destinatarios serían aquellos que se desempeñan como trabajadores de la salud y las Fuerzas Armadas. Todo eso pese a que para muchos detractores esa medicina sólo lleva probada la "fase 2". En pocas horas, el Estado de Paraná, en Brasil, señaló que se había llegado a un acuerdo para producir esa vacuna en sus laboratorios. Y el polémico presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, dijo estar dispuesto a probarla personalmente.







7) Vacuna de CanSino y el Instituto Científco Militar de China


La última vacuna que se sumó al grupo de las más avanzadas fue la que en China están desarrollando el Instituto Científico Militar local y la compañía biofarmacéutica CanSino Biologics. La novedad ocurrió el 17 de agosto cuando el gobierno chino aprobó y le otorgó la primera patente en ese país. Esta vacuna contra la COVID 19 también está en la "fase 3" de pruebas, y según las autoridades podría ser producida en masa en poco tiempo.


Si bien este patentamiento resultó toda una novedad, lo cierto es que era conocido que desde finales de junio se la venían suministrando a miembros del Ejército chino después de que un equipo dirigido por el investigador Chen Wei descubriera un anticuerpo monoclonal neutralizante altamente eficiente, según informaron en ese momento.


Esta es una de las tres vacunas chinas que está más avanzada, aunque la única que ya tiene patente. Existen otros dos proyectos en estudio en el gigante asiático que ya han superado la "fase 2". Según el diario oficial China Daily, de las cinco posibles vacunas con que cuenta ese país, una se basa "en un vector viral -un adenovirus, en este caso- para transportar partes del Coronavirus y las otras cuatro, en una versión inactivada del agente infeccioso causante de la Pandemia del COVID 19.





Carrera feroz


Así de 160 competidores, hay 26 que están más avanzados y 7 que sacan una ventaja especial. Una carrera donde se juega mucho más que una cura contra la enfermedad que puso en jaque al Mundo. Una carrera donde los intereses económicos y políticos mantienen su propia contienda. Y donde nadie quiere quedar rezagado. Todos quieren ser primeros y coronarse en esta feroz carrera.





37 vistas

Suscripción al Newsletter

  • Instagram
  • Icono social Twitter
  • Facebook icono social
  • YouTube